null Así es la nueva reforma de la Ley de autónomos

Así es la nueva reforma de la Ley de autónomos

El pasado 29 de junio fue aprobada por la Comisión de Empleo y Seguridad Social del Congreso la nueva Ley de Reformas Urgentes del Trabajo Autónomo. Pese a ser uno de los primeros cambios propuestos en la vigente legislatura, la reforma se ha retrasado por la negociación entre los partidos políticos, para finalmente ser aprobada por unanimidad.

Si  eres trabajador autónomo o has pensado registrarte como trabajador por cuenta propia, estos son algunos de los cambios que se aplicarán en los próximos meses y que afectarán directamente a tu situación laboral.

Reforma de autónomos: Tarifa plana y deducciones

Quizá, de entre los cambios propuestos, lo más sonado es aquello referido a la posible tarifa plana a la que se pueden acoger los autónomos y las nuevas deducciones planteadas. En primer lugar, los trabajadores autónomos pueden acogerse a una tarifa plana de 50 euros (o una reducción del 80% de una cuota superior) que se extiende a un año de duración para nuevas altas o reincorporaciones con un espacio mínimo de dos años. Además, la tarifa plana también se aplica a mujeres que se reincorporen de la maternidad.

Entre las nuevas deducciones, se encuentran:

  • Gastos de suministro de agua, luz, electricidad y telefonía, en el caso de realizar el trabajo en casa, de hasta el 30%.
  • Manutención: 26,67€ diarios cuando se realicen los pagos electrónicamente de hostelería y restauración, 48,08€ cuando se realicen en el extranjero.

Protección social y coberturas

Algunas de las medidas buscan aumentar la protección social de los autónomos, tan vulnerables a accidentes laborales, bajas o situaciones delicadas en el entorno familiar. Se extiende la bonificación del 100% de la base de cotización para los autónomos durante las bajas de maternidad, paternidad, adopción, acogida y riesgo durante el embarazo o lactancia.

Asimismo, se prevé incentivar la formación de los propios trabajadores en riesgos laborales. También se incluye en la reforma la posibilidad de ampliar la cobertura para aquellos que sufran accidentes ‘in itinere’, es decir, de camino a su lugar de trabajo.

También se bonificará al 100% durante 12 meses a los autónomos que tengan que cuidar de menores o dependientes. Se buscará mejorar las condiciones de emprendimiento para los trabajadores con discapacidad.

A todo eso se añade la posibilidad de compatibilizar la percepción del 100% la jubilación y mantenerse en activo para quienes tengan empleados a su cargo. Hasta ahora se cobraba el 50% de la pensión y, así seguirá siendo, con aquellos autónomos que no tengan empleados a su cargo.

Autónomos: altas y bajas

Uno de los cambios más importantes es el relativo a las altas y bajas como trabajador autónomo: se permite ahora el alta hasta tres veces al año en la Seguridad Social, para optar solo a las fechas del año en las que tenga actividad.

A su vez, también se facilita la situación de los autónomos que tengan picos de ingresos a lo largo del año, ya que se permite cambiar la base de cotización hasta cuatro veces en un mismo ejercicio, para adecuarla al flujo de ingresos.

Escribe un comentario

Tu comentario será revisado por nuestros editores antes de ser publicado. Tu email nunca será publicado.

Este campo es obligatorio.