null 7 enfermedades del corazón más comunes

7 enfermedades del corazón más comunes

En España, por encima del cáncer y las enfermedades respiratorias, las cardiovasculares son la primera causa de muerte. Y mundialmente también: 17,5 millones de personas mueren al año a causa de enfermedad cardiovascular (incluyendo enfermedades cardíacas y cerebrovasculares). Además, las predicciones de cara al futuro no son positivas: en el año 2030 se estima que la cifra de muertes ascenderá a 23 millones.

29 de septiembre: Día Mundial del Corazón

Organizada por la Fundación Española del Corazón y la Sociedad Española de Cardiología, en septiembre celebramos la Semana del Corazón 2018 bajo el lema “Cuida tu corazón y tu corazón cuidará de ti”. Y, a nivel global, la Federación Mundial del Corazón, con el apoyo de la Organización Mundial de la Salud y la UNESCO, designaron el 29 septiembre como el Día Mundial del Corazón. Ambas iniciativas promueven el conocimiento de las enfermedades cardiovasculares, pero también de su prevención, control y tratamiento.

¿Cuáles son las enfermedades cardiovasculares más frecuentes?

También conocidas como “cardiopatías”, la OMS define a las enfermedades cardiovasculares como el “grupo de desórdenes del corazón y de los vasos sanguíneos”. Además, siguiendo los datos de dicha Organización, estas son las 7 enfermedades cardiovasculares más frecuentes:

  • Cardiopatía coronaria (ataques cardíacos): también conocida como infarto de miocardio, se caracteriza por el estrechamiento de los vasos sanguíneos encargados de llevar sangre al corazón.
  • Enfermedades cerebrovasculares. Afectan tanto a los vasos sanguíneos como al cerebro. Si se presenta de manera súbita se llama apoplejía y es causada por un sangrado intracerebral o por un coágulo de sangre depositado en el cerebro. Junto con las cariopatías coronias, las enfermedades cerebrovasculares son las responsables de un mayor número de muertes.
  • Hipertensión: este término se utiliza para describir la presión arterial alta (mínimo de 140 mmHg de presión sistólica o 90 mmHg de presión diastólica). Puede provocar un ataque cardíaco.
  • Vasculopatías periféricas: se trata del daño u obstrucción en las arterias y las venas periféricas (las más alejadas del corazón).
  • Cardiopatías reumáticas: el origen está en la inflamación ocasionada por la fiebre reumática y se manifiesta por lesiones en las válvulas del corazón (cardíacas y el miocardio).
  • Cardiopatías congénitas: se trata de malformaciones del corazón que acompañan al paciente desde su nacimiento.
  • Insuficiencia cardiaca: sucede cuando el corazón no es capaz de bombear la sangre suficiente para cubrir las necesidades del organismo.

Hábitos saludables para reducir el riesgo de enfermedades del corazón

Aunque la genética juega un papel importante en el riesgo de enfermedades cardíacas, el estilo de vida y los hábitos saludables nos ayudarán a cuidar nuestro corazón.

  • Sigue una dieta mediterránea, evita el consumo de grasas saturadas y trans, y aumenta la ingesta de omega 3 y pescado.
  • Controla el colesterol.
  • Reduce el consumo de sal.
  • Practica deporte, al menos, media hora diaria. Una buena opción, puede ser salir a caminar.
  • Reduce el consumo de alcohol y deja el tabaco.
  • Presta atención a tu peso: la obesidad es un factor de riesgo cardiovascular.
Escribe un comentario

Tu comentario será revisado por nuestros editores antes de ser publicado. Tu email nunca será publicado.

Este campo es obligatorio.